Inicio » Blog de viajes » Viaje a Vietnam
27 de
septiembre
2011
.
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas [4 votos | media de 4,75 sobre 5]
votar         votar         

Día 1 de viaje
Viernes 29 de julio de 2011

Después de dos noches seguidas durmiendo en un avión no podemos más. Por fin hemos llegado a nuestro destino: Hanoi, la capital de Vietnam, una ciudad caótica donde nos da la bienvenida un día caluroso.

Espera en el aeropuerto internacional Sheremetyevo, Moscú

Espera en el aeropuerto internacional Sheremetyevo, Moscú

La zona de recogida de maletas es un caos pero finalmente salen y nos dirigimos al punto de partida de los minibuses que van hacia Old Quarter. Nada más salir de la terminal hay que dirigirse hacia la derecha donde están las furgonetas de Vietnam Airlines y escoger la que esté más llena porque es la que antes sale. El conductor no baja su precio de 40.000 VND { 1,40 € }. En el mismo minubus coincidimos con una navarra y, después de llegar al punto final del recorrido, la acompañamos a su hotel para ver si nos conviene alojarnos allí. Tras unos regateos y ver un par de habitaciones nos quedamos allí, el MoonShine Palace Hotel, en el distrito de Hoan Kiem, por 300.000 VND { 10,44 € } la noche.

Salimos a dar una vuelta y aprendemos a cruzar las calles sin mirar. El río de motos nos sortea como si fuéramos una piedra en su camino. La clave es cruzar lentamente, sin cambios de ritmo bruscos y las motos te esquivarán sin problemas. Pero ojo con esto, que con los pocos coches que circulan hay que tener más cuidado. Nos perdemos unas cuantas veces ya que orientarse en esta ciudad no es nada fácil. Entre chaparrón y chaparrón van pasando las horas y cuando las tripas rugen nos tomamos unos rollitos de cangrejo llamados Nem por 15.000 VND { 0,52 € } cada uno. Vienen acompañados de un caldo con pepino y hierbas aromáticas… todo muy rico.

Durián, la fruta olorosa

Durián, la fruta olorosa

Venta de Durián en la calle

Venta de Durián en la calle

Su olor es inconfundible y lo notas a metros de distancia. No es un olor parecido a nada que conozcas, recuerda un poco a comida en mal estado o a algún animal muerto. Estamos hablando de la fruta llamada Durián, típica en el sudeste asiático y muy habitual en las calles de Vietnam. Es muy fácil de encontrarla en cualquier lugar, grande como un melón, verde y con puntas. ¿Lo progamos? No, no nos atrevimos pero a ellos les encanta, venden hasta bolsas de chips con sabor a Durián!

Con la tripa llena vamos a intentar localizar la tienda de alquiler de motos que nos recomendaron unos blogueros: Isa y Miguel, de viaje por el mundo. Nuestro objetivo es hacer una ruta en moto por el norte de Vietnam, de Hanoi hasta Sapa, por nuestra cuenta. La tienda está cerca de la catedral pero nos es imposible encontrarla: la calle es muy pequeña y no aparece el número que buscamos. Llamamos al teléfono que tenemos y nos confirman el número de la calle pero no hay manera, no vemos la tienda.

Hanoi y sus calles

Hanoi y sus calles

Old Quarter de Hanoi

Old Quarter de Hanoi

Segundo intento con la moto: una agencia de turismo donde una chica nos ofrece una moto automática, sin alforjas y sin protección, no nos interesa… Ya es demasiado tarde, todo está cerrado. Tendremos que quedarnos una noche más en Hanoi, donde es imposible hacer fotos: el día ha estado nublado y las avenidas tienen frondosos árboles a los lados que apenas dejan pasar la poca luz que hay. Los edificios llaman la atención por su estrechez. Al igual que en otras ciudades, antiguamente se pagaba un tributo por la anchura del terreno y es por eso que son tan estrechas. Tampoco podían ser más altas que el Palacio Real.

Policía en Hanoi, Vietnam

Policía en Hanoi, Vietnam

Al decirle al chico del hotel que nos quedamos una noche más nos pone una de esas caras vietnamitas que aún no tenemos claro si es un “estoy pensando” o un “eres idiota y me molestas”. Finalmente dice –Ok, ok, one more nigth–.

Caemos rendidos por fin… qué sueño! Mañana toca encontrar un sitio donde nos alquilen una moto para poder comenzar nuestra aventura hacia el norte.

Hoàn Kiếm

votar         votar         
Categoría: Diario de viaje Vietnam | Tags: , , , , , , ,

¿Te ha gustado este post? ¿Quieres recibir en tu email los nuevos artículos?
Suscríbete insertando tu email aquí:   


7 comentarios

  • Angi | 27 . 12 . 2011

    Nos han encatado tanto las experiencias como las fotografías, tan bonitas como siempre…

    Un saludo y hasta la próxima aventura.

    Angi e Ismael.

  • JR Álvaro González | 28 . 09 . 2011

    Hanoi es una ciudad preciosa, con su toque afrancesado…Me gustó sobre todo su apariencia de cuidad pequeña pero sin embargo de unas dimensiones descomunales.

    • tienenojos.com | 28 . 09 . 2011

      Apariencia de ciudad pequeña, o incluso de pueblo cuando te alejas de las grandes avenidas.

  • Conchita | 27 . 09 . 2011

    Muy bien!!! Pero estoy deseando empezar a leer vuestra aventura por el Norte de Vietnam.
    No es correcto que no hayáis probado el Durián !!! Que raro!!!.
    Enhorabuena por vuestro blog, magnífico!!!

    • tienenojos.com | 27 . 09 . 2011

      Gracias! La verdad es que su mal olor se huele a muchos metros!!! Pero seguro que la próxima vez que veamos Durián por el sudeste asiático lo probamos.
      Ya estamos preparando los artículos de la ruta en moto por el norte de Vietnam y muy pronto los colgaremos.

  • M.C. | 27 . 09 . 2011

    Vuestra llegada a Hanoi me recuerda un poco a la nuestra! Nosotros no encontramos los autobuses de Vietnam Airlines, así que tuvimos que pillar un taxi, pero tampoco se podía negociar.
    Saludos

    • tienenojos.com | 27 . 09 . 2011

      Sí M.C., la verdad es que en la salida del aeropuerto te intenta todo el mundo vender su taxi. No nos fue fácil encontrar los minibuses de Vietnam Airlines… y por eso hemos dicho por donde quedan, por si a algún futuro viajero con destino a Hanoi le interesa :)


Artículos relacionados:



Ad-Free Blog Licencia de Creative Commons
Bajo Licencia Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 España License de Creative Commons